Make your own free website on Tripod.com



Home
QUIENES SOMOS
ENLACES FAVORITOS
Contact Me
BOYACA EN FOTOS
FLORA Y FAUNA DE LA TIERRITA
GALERIA FOTOGRAFICA
FIESTAS DE MI PUEBLO
MUSEO VIRTUAL DE LOS MINERALES

EL TURISMO LA INDUSTRIA DE LA ALEGRIA

QUIENES SOMOS

NOTICIERO TURISTICO DE BOYACA ES DIRIGIDO POR REYNALDO CABALLERO CACERES DESDE LA CIUDAD DEL SOL Y ESPERA DAR A CONOCER EL ACONTECER DEL DEPARTAMENTO: SUS FIESTAS Y FERIAS, ROMERIAS, ACTIVIDADES ECOTURISTICAS, HISTORICAS, DEPORTE EXTREMO, TURISMO DE SALUD, FESTIVALES..CONGRESOS, SEMINARIOS
SI TIENE INFORMACION TURISTI CA PUEDE ENVIARLA POR CORREO ELECTRONICO

 

CRONICAS DE SITIOS TURISTICOS

 

UNA VISITA AL PANTANO DE VARGAS

POR REYNALDO CABALLERO CACERES

director@latierrita.com

 

Por una carretera en pésimo estado llegamos hasta este enorme y espectacular monumento construido por Rodrigo Arenas Betancur a la memoria de los valientes que lucharon el 25 de Julio de 1819 contra las tropas de España, donde hombres vestidos de mujeres sobre briosos corceles morían por la Libertad de un pueblo, donde siete Venezolanos y siete colombianos conformaron un grupo de catorce lanceros y se lanzaron como rayos y truenos y cabalgaron en la algarabía de un combate a muerte, dirigidos por el venezolano Juan José Rondón, pero de origen boyacense, donde dos hermanos venezolanos cuidaban sus espaldas, donde dos hermanos colombianos, de Piedecuesta, daban gritos de victoria, donde las largas lanzas destrozaban los cuerpos y caían con rabia sobre los campos... Contaba con entusiasmo la historia el Agente de Turismo Fernando y con su mirada cubría cerros y pantanos, buscaba incesantemente las tropas de Bolívar que subían y bajaban, donde las banderas ondeaban al viento y el son de la canción LA VENCEDORA animaba sin cesar; las tropas Británicas venidas a luchar al lado de los patriotas gritaban en inglés y el brazo de James Rooke caía al suelo empuñando su espada..Subí por una escalinata de 36 peldaños en memoria de los años de aquel caraqueño que oraba desde una enorme piedra y sentía dentro de su cabeza los cañones que destruían su ejército y recordaba la noche anterior que bailó su cumpleaños y la Virgen de los Tiestecitos corría por los pantanos animando a los soldados llaneros, el olor de la pólvora, los cuerpos destrozados, el relinchar de los caballos...Algún día 36 soldados de hoy vestidos con uniformes de la época de la Independencia darán la Bienvenida a los visitantes, y una Banda Musical tocara sin parar las canciones que animaron al combate, y el redoblar de los tambores y los sonidos de las cornetas que invitaban a morir...soñé con las banderas de las naciones bolivarianas y de los batallones que un día subieron al cerro “El Picacho”...de pronto se escucharon las campanas de una bonita iglesia que se levanta en Homenaje a la Virgen del Rosario de la Libertad, diseñada por arquitectos javerianos, sobre una loma donde los espíritus de los hombres arrebatados por el huracán de la muerte permanecen vigilantes, allí sobre los gritos del pasado se oyen las campanas..Cayó la noche y los ejércitos del campo de Vargas se retiraron y descansaron de un día que casi se pierde, y como un coro fantasmal los gemidos de los heridos, el llanto de los hombres vestidos de mujer, de aquellos que un día en Socha, recibieron el apoyo de un pueblo que se desnudó en la iglesia para darle sus ropas a los sin vestidos que subieron por las abruptas montañas heladas de Boyacá desde las tierras planas..Allí está el Pantano de Vargas esperando su visita para que los pueblos de América andina recuerden con amor que la libertad vuela sobre los campos de Boyacá. En algún lugar de este paraje hay unas fosas comunes llenas de cientos de esqueletos de españoles y patriotas abrazados hasta la  eternidad. Cuando estudié en Tunja por los años de 1968 conocí al Maestro Arenas Betancur y dialogamos sobre la fundición de los 14 lanceros los cuales pesan dos toneladas cada uno y que hoy se están oxidando porque un día los lavaron con productos químicos que les quitaron la capa protectora contra la oxidación y sobre ellos llueve ácido causado por la contaminación de la atmósfera y me parece ver al Maestro caminando por su monumento , el más grande de Colombia y donde cada llanero parece galopar en el viento y como un rayo caer sobre el enemigo el cual se aterrorizó cuando apareció como salido de un  túnel del tiempo...dicen que por las noches se escuchan los gritos de la guerra y los rezos de Simón.

ACUARELA DE JOSE MANUEL CARVAJAL
callelavirgen.jpg
CALLE DE LA VIRGEN
TIBASOSA

PINTOR DE LA TIERRITA

BOYACA ES VISITADO POR PINTORES QUE ENCUENTRAN EN SUS PAISAJES MARAVILLOSOS MOTIVOS INFINITOS QUE EL PINCEL TRAZA CON AMOR. VENGA A BOYACA Y CONOZCA LA MAGIA DE SU ENCANTO.

RESCATEMOS A SALVADOR SALCEDO

POR REYNALDO CABALLERO CACERES

director@latierrita.com

 

El Sargento de Caballería Salvador Salcedo , de Tibasosa , se arrojó a caballo sobre los soldados enemigos y tras él otro y otros que en un abrir y cerrar de ojos se hallaron en las filas realistas haciendo estragos con sus lanzas  y fue el primero en cruzar el puente. Se escuchó un grito de dolor y cayó herido de muerte el capellán del ejercito patriota, fray Miguel  Ignacio Díaz. y a la media hora atravesado por una lanza cae mortalmente herido el capellán de la división realista padre N. Galindo y  ambos curas cogidos de la mano se van para el cielo y ambos invocaban el mismo Dios y arengaban a sus tropas al combate.

Eran las cuatro de la tarde y las tropas realistas rinden las armas.  Salvador Salcedo entró a la batalla como Sargento y salió Capitán nombrado bajo el fuego enemigo por Simón José Antonio de la Santísima Trinidad Bolívar Palacio quien se ubicó en un cerro y desde allí dirigió las tropas patriotas quienes envolvieron a los enemigos y presionaron a la rendición. Allí se levanta el enorme obelisco a la Libertad construido en 1895 el cual como un falo penetra en el azul del cielo de los campos de Boyacá.  En las piernas de CLIO la MUSA de la Historia y la Épica amorosamente jugaban dos niños y este fantástico monumento donde cinco hermosas mujeres llevan sobre sus hombros al LIBERTADOR  se levanta sobre una colina que mira hacia el OBELISCO y domina los campos de la guerra. El Río Teatinos se tiñó en sangre y de sus aguas sacaron mas de cien cadáveres de españoles que cayeron atravesados por las lanzas ....de pronto de las trompetas de las Famas que anuncian a los cuatro vientos salió la voz amorosa de una linda mujer que leía bajo la sombra de un árbol:

No hay guías turísticos en este lugar. No hay una placa en memoria de Salvador Salcedo. Una ciudadana extranjera de origen francés que visitaba este lugar se imaginaba a FANNY DU VILLARS quien un día en Paris se enamoró de Simón el Huracán de la guerra, de la pasión , del placer y se oyeron en este campo los valses que bailaba sin cesar....La banda de música hizo sonar LA VENCEDORA y el paso de los llaneros, venezolanos, colombianos y los soldados ingleses no paró hasta llegar a los campos de AYACUCHO y sellar así la libertad de cinco naciones y que hoy son seis y sus banderas ondean en Boyacá.  En la enorme piedra que vio al fray Miguel Ignacio Díaz , de SUATA, rezar y arengar a la vanguardia, se ven botellas de aguardiente y latas de cerveza de una fiesta nocturna de algún desadaptado que brindó por aquellos que le dieron la libertad y que hoy viene a pedir que lo liberen del vicio del licor.

Algún día soldados de hoy vestidos con los uniformes de la Independencia harán guardia de honor en este ALTAR DE LA PATRIA. Ascendimos por un camino empedrado hacia el Obelisco cuando de pronto aparece a nuestro lado un soldado  quien detuvo su trote y contó que iba para su casa en una vereda cercana , que era del Batallón Bolívar y que entraba a las cinco de la tarde, parecía salido de un túnel del tiempo y allí en su espíritu noble de boyacense que ama su patria vi a cientos de llaneros, boyacenses, santandereanos... que un día cantaron en este puente los bambucos de la libertad.

Un día en estos parajes tarareaba Jorge Camargo Spolidore “ADELANTE A LA CIMA QUE GUARDA LA MEMORIA DE TANTO INMORTAL.... la canción que hoy es el Himno de Boyacá..

 

BOYACA UN SUPERDESTINO TURISTICO PASELA BIEN